Home » Gastronomía » Recetas del mundo » Recetas de Colombia » Receta de ajiaco santafereño

Receta de ajiaco santafereño

Receta de ajiaco santafereño

El ajiaco santafereño forma parte importante de la gastronomía colombiana, ya que este plato se encuentra dentro de sus raíces históricas y culinarias, específicamente bogotanas, pero es consumido en todo el país. El ajiaco santafereño es una sopa típica de la región central, la cual mezcla la herencia indígena y la tradición española de los años cincuenta, año en el cual fue registrada la primera receta moderna de este plato, pero que, según datos históricos, viene de muchos años atrás, ya que el origen del ajiaco se le atribuye a la comunidad indígena Muiscas durante la época de la colonia.

Ingredientes del ajiaco santafereño

(Rinde para 4 porciones)

  • 1 pechuga de pollo
  • 3 ½ tazas de agua
  • 500 gr de papa pastusa
  • 1 kg de papa criolla
  • 500 gr de papa sabanera
  • 1 ramillete de guascas (se puede sustituir con cilantro, perejil y estragón)
  • 1 mazorca de maíz tierna
  • 1 hoja de laurel
  • 1 Cebolla grande
  • Ajo
  • Sal al gusto
  • Crema de leche
  • Alcaparras
  • 2 Aguacates

Si te encuentras en el continente europeo, puedes sustituir la papa sabanera por patatas Red Pontiac y la papa pastusa por la tradicional monalisa.

La papa criolla, es realmente difícil de conseguir si no te encuentras en Colombia, ya que se trata de una papa realmente pequeña, de interior amarillo que se deshace y le da textura cremosa al ajiaco. Así que, si no consigues papa criolla, puedes usar patatas del tipo spunta, cocerlas junto con el ajiaco y cuando estén listas, puedes sacar las papas para pasarlas por un triturador y luego volverlas a integrar dentro del ajiaco mezclando.

Cómo hacer ajiaco santafereño paso a paso

  • Preparar el ajiaco es realmente sencillo. Comenzaremos pelando los diferentes tipos de papas para cortarlos en cubos pequeños y luego reservar.
  • Picaremos las cebollas en trozos pequeños y las sofreímos junto con el ajo y un poquito de aceite en una olla grande.
  • Colocaremos 3 ½ tazas de agua y cuando suelte el hervor, agregaremos el pollo, las mazorcas en trozos pequeños y las papas sabaneras. Después de unos 3 minutos agregamos las pastusas y de último las papas criollas, ya que se deshacen más fácil y, además, agregaremos sal al gusto, mientras mantenemos el fuego a una intensidad media.
  • Cuando el pollo alcance su punto de cocción, lo sacaremos para deshebrarlo y reservamos.
  • En el momento en el cual la sopa comience a espesar, bajaremos el fuego a lento y agregaremos las guascas junto con el pollo deshebrado. (Es importante que en este punto pruebes su sabor para añadir más sal si consideras que le hace falta).
  • A partir de allí dejaremos que suelte su último hervor y servimos.
  • Normalmente, el ajiaco suele ser acompañado con aguacate, crema de leche, alcaparras o arroz, los cuales son servidos en un plato aparte para que el comensal vaya agregando a su gusto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *