Home » Gastronomía » Recetas del mundo » Receta de helado de chirimoya

Receta de helado de chirimoya

Receta de Helado de chirimoya · Recetas del mundo

La chirimoya es una fruta muy popular gracias a su suave sabor, textura y versatilidad, ya que puede ser usada en distintos postres y batidos, brindando grandes beneficios a la salud, ya que es rica en potasio y baja en grasas.

Esta fruta también es conocida como anona o guanábana en los países de Latinoamérica, en los que suelen usar la fruta para preparar batidos y pasteles dulces en cualquier temporada u ocasión.

Ingredientes de helado de chirimoya

(Rinde 8 porciones)

  • 500 gr de pulpa de chirimoya
  • 200 gr de leche condensada
  • 200 ml de nata para montar
  • 1 chorrito de zumo de limón
  • Esencia de vainilla
  • Azúcar (al gusto)

Cómo hacer helado de chirimoya paso a paso

Para comenzar, debes partir las chirimoyas por la mitad, para que puedas extraer la pulpa y de la misma manera quitarle las semillas. Luego debes colocar la pulpa en un recipiente grande con el zumo de limón.
En otro recipiente aparte, debes montar la nata bien fría con un batidor eléctrico junto con la esencia de vainilla.
Cuando la nata ya esté montada, volvemos al recipiente que contiene la pulpa y la trituraremos para luego agregarle la leche condensada. Después debemos añadir a esta preparación la nata montada con mucho cuidado en movimientos envolventes para agregar cremosidad. Si consideras que le falta dulzor, puedes agregarle azúcar al gusto.
En el momento en el que esté todo integrado, meteremos la mezcla al congelador y la dejaremos durante aproximadamente una hora. Luego debemos sacarla y batirla nuevamente, para guardarla y realizar el mismo procedimiento de batido hasta que los cristales de hielo dejen de formarse.
Debes dejar la mezcla en el congelador de 3 a 4 horas para que esté totalmente compacta y cremosa.
Y si lo que quieres es una receta sencilla y sin mucho procedimiento, te recomendamos preparar un sorbete de chirimoya, para el cual solo necesitarás la pulpa de la fruta (500gr), agua (125 ml), azúcar (60 gr) y dos cucharadas de zumo de limón. Teniendo los ingredientes, solo deberás llevar a punto de ebullición el agua junto con el azúcar, para luego dejar enfriar el almíbar.
Cuando el almíbar enfríe, lo mezclaremos con la pulpa de la chirimoya y el zumo de limón, para luego llevar la mezcla al congelador e ir revolviendo hasta obtener la textura deseada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *